Asociación Berciana de Amigos del Ferrocarril   

 
    << Volver al índice de artículos
   

   

 Ampliaciones en el Metro de Barcelona (BT Nº6):

Víctor Manuel Barredo

1 2
1.- Coche taller procedente del Tren Taller de Almería en su traslado a la estación de León. Luis Raúl Alonso.
2.- Vagón tipo "J" 300.000 de madera al lado de la grúa del tren taller de León. Luis Raúl Alonso.

           El acopio de material ferroviario en la ALAF sigue existiendo, a pesar de estar ausente desde que se consiguió terminar la restauración de los cinco vagones 6000, la Mikado y la eléctrica 7.700. Este acopio se realiza para aumentar el material histórico en funcionamiento en España, cosa sólo posible por organismos como asociaciones como estas, por aumentar el parque de la asociación para poder poner en circulación los trenes que hasta el momento se han venido realizando y para convencer, cada vez con más motivo, a las autoridades municipales de León para permitir y colaborar en la construcción del tan esperado por nuestros compañeros museo del ferrocarril de León.

            Recientemente, tras los oportunos acuerdos con la Fundación de los Ferrocarriles Españoles, que es la entidad que gestiona todo el material sin uso de Renfe, la ALAF ha conseguido la cesión de un vagón taller de gran intervención y un vagón de acompañamiento J- 300.000.

            El vagón de intervención es del mismo origen que los 5.000, siendo aprovechado de uno de ellos en su época de funcionamiento y transformado interiormente. Por fuera, el llamativo color naranja es el que incorporaban muchos de los vagones acompañantes de las grúas (Como el reproducido hace años por Ibertren), y sólo se diferencia de los cincomiles por la supresión de alguna ventana, las persianas para sacar y meter material en la zona de su trabajo, los accidentes, y pequeños cambios en su apariencia general. Por dentro, el interior es totalmente diferente al original. La mitad del vagón está ocupada por los talleres, con herramientas diversas, tornos y otras maquinarias que serán trasladadas al vagón J-300.000 en cuanto se inicie su restauración. Esta parte corresponde a la zona de las persianas y será utilizada, después de sustituir el tabique por ventanas, como cafetería de los trenes de la ALAF. La otra parte corresponde a la zona de literas en compartimentos de los trabajadores del vagón, junto con el servicio. Uno de los departamentos será transformado para albergar una mesa y asientos en donde los «tripulantes» venderán sus productos ferroviarios, y como lugar de reunión. Los otros conservarán sus literas para utilizarlos en los viajes largos por los organizadores de los trenes.

            Una vez que se terminen los trabajos de restauración el vagón estará pintado con los mismos colores que sus nuevos compañeros, se colocará en un extremo de la composición y formarán un tren de siete vagones y dos locomotoras.

            Por otra parte, anunciamos la inminente terminación de la restauración del tractor 303, que antes de que salga el próximo número, ya estará funcionando.

 
   << Volver al índice de artículos